Son momentos...

Son momentos que van pasando...Momentos, instantes y algún sueño que me acompañan en el camino

Los textos que aquí puedes leer están registrados y con derecho de autoría, o sea la mía.

Para ver mejor las fotos

Si deseáis ver mejor las fotos, podéis clikar sobre ellas y se verán en su tamaño original.

24 feb. 2009

Huida 3º. El poblado


Hemos conseguido una cierta calma, la tenaza del miedo nos está dando una tregua. He de reconocer que nos sentimos afortunadas desde el mismo momento que decidimos tomar el camino.
Fue muy dura la confrontación que mantuvimos las tres, era necesario seguirlo, era imperativo seguirlo, nuestra supervivencia, nuestra meta se estaba viendo reducida a un vagar sin rumbo tras la huida, sin más objeto que ese, vagar.
Yo dudé mucho, no quería que nuestro grupo se fraccionara, pero aquella que manifestaba tanto temor se mantuvo firme en su su deseo de no arriesgarse, prefiriendo la comodidad de nuestra misera existencia. Se mantuvo tan sorda a nuestros ruegos que así la llamamos, "la sorda".
Allí se quedó, al comienzo del camino viéndonos partir. Creo, sé, que en su fuero interno anidaba algo de envidia, mas el miedo se le impuso a la razón. ¿O tal vez vio que ese era su camino, su destino y se entregó a él sin vacilar?

Llevamos recorriendo este sendero varios días, el cambio del paisaje nos está aliviando en parte el alma y la monotonía, ahora encontramos zonas arboladas, algún arroyo, con apenas un hilillo de agua. Las sombras, el frescor, se han trasladado a nuestro paso, y vamos más ligeras, como queriendo avanzar rápido hacia ese objetivo que nos espera.
Han sido días de cierta esperanza, de reflexión. No tener como única meta la huida ha hecho que nuestros pensamientos y nuestros deseos avancen más allá de nosotras, soñando con una realidad distinta, imaginando un mundo más a nuestra medida. No lo hablamos, apenas hablamos entre nosotras, pero sé que las dos estamos pasando por el mismo proceso, lo que no sé es en qué se diferencia el sueño, la imagen que se crea cada una, y si en algún momento esa diferencia marcará nuestro camino.
Ayer atisbamos entre los árboles un pequeño poblado, con cabañas viejas y desvencijadas pero con un algo que no nos hizo huir al instante. No nos acercamos directamente, estuvimos acechándola varias horas, hasta descifrar su sentido allí en medio, conocer en algo a sus moradores, asegurarnos de no caer nuevamente en la trampa.
Pasamos la noche envidiando el fuego que veíamos en su interior, el calor, la música, la comida...
Miro a mi compañera y sé que mañana iremos a mostrarnos a ellos, veo en su mirada un anhelo tan grande de eso que una vez conoció como hogar que la determinación se ha instalado definitivamente en su mente y sus ojos transmiten ese brillo, creo que empiezo a intuir con que ha estado soñando en estos días de reflexión.
Así que lo asumo, no me negaré, mañana iremos.
Pero tengo otra vez miedo, es la primera vez que tenemos contacto con otros humanos desde hace tanto tiempo...desde casi antes de comenzar nuestra huida.

Safe Creative #0902252636337

16 comentarios:

  1. Lola veo que te has animado a seguir. Que bien escribes, me he quedado como tonta con el relato, con boca abierta inclusive.Besitos

    ResponderEliminar
  2. Me uno a Nefertiti y voy a hacer un hueco para leerme tus entradas anteriores que intuyo merecen la pena.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado mucho esta frase: No tener como única meta la huida, ha hecho que nuestros pensamientos y nuestros deseos avancen más allá de nosotras Creo que es bastante significativa.

    Al menos ya se ve un rayito de esperanza. Aunque pasado un tiempo vuelvan las ganas de huir, será un buen bocado que le pegarán a la vida :)

    Un abrazo, Lola

    ResponderEliminar
  4. Creo que me perdi la segunda........., ya la buscare para leerla, el relato viene intersante y ademas coincido mucho con ardilla, me ha gustado la misma frase¡¡¡
    te dejo un beso grande, lola¡¡¡

    ResponderEliminar
  5. Es tan dificil siempre dar el primer paso, pero una vez se inicia no hay vuelta atrás. Felicidad, y encuentro, crecimiento, determinación, valentia,y el universo a nuestro lado.
    Un beso-lyria

    ResponderEliminar
  6. Lola, que acabo de leer tu comentario y veo que estas un poquito mala. Cuidate mucho, vasito de leche caliente y a sudar, (a poder ser calor humano),jajajajaja.Besitos

    ResponderEliminar
  7. lola, me gusto mucho!! quien sabe cuando esta bien o mal una huida?? quién sabe si servirá para ayudarnos o si nos hará ser aún más infelices?

    cuidate.

    ResponderEliminar
  8. Lola, sigue muy interesante el relato, además pienso, que da lugar a una buena reflexión sobre cómo vamos recorriendo nuestro camino.
    Un abrazo con cariño.

    ResponderEliminar
  9. MI LOLAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAA¿COMO ESTAS REINA MORA?
    CUIDATE MUCHISIMO ¿OK?VENIA A EJARTE UN COMENTARIO SOBRE TU RELATO,PERO....NI ME ACUERDO ..ESTOY AL BORDE DEL ATAQUE DE NERVIOS Y CREO QUE NO LLEGO SANA AL FIN DE SEMANA.MI MARIDO CADA DIA MEJOR,YO CADA DIA PEOR,JEJE.
    TODO PASARA.
    BESOS.

    ResponderEliminar
  10. Gracias a todas, amigas, con vosotras es un aliciente retomar algo que quedó en el baul de los recuerdos hace tanto tiempo.

    Y Shere CUIDATE!!! que si no llegas te lo vas a perder...

    ResponderEliminar
  11. Mi niña, vendre más despacito ahora decirte que tienes un premio en mi blog
    Petonets

    ResponderEliminar
  12. Hola Lola!! Hoy pude sentarme con un poco de tiempo a leer la historia completa, bueno... completa es una forma de decir. Ahora me quedo como en las publicidades de la TV esperando que pase rápido el tiempo para ver la continuación.
    La verdad que me atrapó esa incertidumbre de no saber ni querer imaginar. Muy bueno el suspenso!!

    Abrazotes en espera!!

    ResponderEliminar
  13. Así que mañana nos vamos de fiesta eh?
    Jejejeje...
    Un saludo guapa.

    ResponderEliminar
  14. Quizás lo que empezó como una huida termine siendo una búsqueda y un encuentro... Realmente bueno el escrito. Un abrazote para el camino

    ResponderEliminar
  15. Por fin me he leído las tres partes, me encanta, pero ahora tienes que seguir, a por la cuarta, que esto se pone interesante ¿que tipos de personas habitaran el poblado? ¿de que huyen? uff, nada, que ya ando desesperada por seguir leyendo. Lo haces muy bien. Enhorabuena. Besitos.

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme unos momentos.

Vuestos regalos