Son momentos...

Son momentos que van pasando...Momentos, instantes y algún sueño que me acompañan en el camino

Los textos que aquí puedes leer están registrados y con derecho de autoría, o sea la mía.

Para ver mejor las fotos

Si deseáis ver mejor las fotos, podéis clikar sobre ellas y se verán en su tamaño original.

4 sept. 2009

Cosas de la vida y de este momento




Burbujitas de esperanza es lo que necesito, y ahora no para mi precisamente.

Y aquí si no de esperanza al menos las encuentro de ánimo, de ilusión, de solidaridad...

Si llevo esta temporada tan desconectada, con tan poco tiempo y pocas ganas de comunicación, uno de los grandes motivos es mi trabajo. No sólo por estar trabajando, sino por el tipo de trabajo en el que estoy.

Estoy en un programa municipal de incorporación sociolaboral para personas en teoría más desfavorecidas. Y la realidad es que con esta situación actual con la crisis, y todo lo que ya sabemos, se están produciendo auténticas situaciones muy dramáticas en muchos hogares, en muchas personas, y no sólamente en las desfavorecidas de toda la vida, sino que hay nuevos usuarios recurriendo a los servicios sociales exclusivamente a causa de la crisis.

Llevo meses en los que la situación se ve cómo empeora por momentos, las solicitudes de ayudas sociales están triplicando su número, se tarda más del doble en concederlas por este aumento, y hay tantas familias que dependen de ellas que están generándose problemas muy serios.

Cada día veo desesperación, dolor, verguenza en los ojos de muchas personas y me miran con la esperanza de que mis compañeros, yo, quien sea podamos solucionarles algo. Y podemos hacer tan poco, no somos una agencia de colocación, no tenemos bolsa de trabajo, apoyamos, orientamos, preparamos a las personas en la búsqueda de empleo...pero en estos momentos ya ni sabemos qué hacer.

Tal vez en mi caso estoy más afectada porque es un sector de población con el que he trabajado desde otros ámbitos y no en esta situación tan extema, y no estoy acostumbrada.

Pero ver cómo empieza a haber riesgos de desahucio, como estos se van a ejecutar, personas perdiendo su piso en propiedad, otras no pudiendo ir a un comedor social que cuesta 50céntimo de euro porque no los tienen en ese momento...y tantas y tantas historias diarias de muy difícil situación...

Creo que en buena parte estoy rara por todo esto, en otros momentos de mi vida laboral, con trabajos también con personas en dificultad, he sabido distanciarme emocionalemente, necesario para sobrevivir en mi profesión, pero ahora me está costando y mucho.

Y esta es una pequeña explicación de mi situación, del porqué de mis silencios, en los que ya no sé ni que decir, casi ni qué sentir.

Al que haya aguantado todo este rollo hasta aquí muchas gracias, necesitaba sacar de alguna manera este nudo que tengo en el estómago, que aunque no se deshaga, se aligera.


10 comentarios:

  1. Lola, si te sirve una burbujita de ánimo,te la mando con todo mi cariño.
    Quiero decirte que por lo menos, existen programas en los que tu trabajas, que de alguna u otra forma intentan ayudar a estas personas en situaciones límite,seguro que alguna familia sacais de algún aprieto y eso debe de recompensar,mira el lado positivo de que por lo menos estais,sería peor que no.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Hola Lola, reina

    Coincido con lo dicho por Sauce, seria peor si no estuvierais con ese programa municipal sociolaboral.

    Es dificil, separar las emociones y los sentimientos en una cosa así, pero no tequedra otra que aprender a hacerlo, por tu propia higiene mental y emocional, no puedes dejarte arrastrar por la situación, porque estarias en peores condiciones para ayudar a otras personas.

    Desde luego es un asituación que no habiamos vivido antes y esperemos que acabe pronto, pero las personas y familias que se van quedando por el camino, mientras que otras se estan enriqueciendo a costa de esta situación, son las que van a perder y no saldran nunca del agujero y ojalá me esté quevocando en ésto.

    Un beso enorme (a pesar de la gripe A, jejeje)
    y ya sabes donde encontrarme.

    ResponderEliminar
  3. Es la bofetada de la realidad de todos los dias, que bloquea esa otra vida de sueños e ilusiones y los hace parecer fuera de lugar y hasta un poco frívolos. Desgracia y felicidad por todos sitios. Una disociación permanente. Pero es mejor ver que taparse los ojos. Es mejor colaborar que escaparse.
    Es un aprendizaje más, y creo que debes verlo así. Estás ahí, porque es donde debes estar en este momento. Siempre se ayuda, aunque sea con una sonrisa o escuchando porque no hay otra cosa.
    Trabaja todo lo que puedas y cuando te canses vente a tu rincón, y habla o permanece en silencio, según vaya surgiendo. No hay que hacer nada especial, sólo sobrevive y haz lo que debas hacer, siempre desde tu lugar.
    Dicen que hay que saber ponerse en el lugar de los demás, pero también hay que aprender a no perder de vista el lugar propio, a acercarse lo mas posible, pero sin perderse del todo. ¡qué dificil!...pero eso es supervivencia.
    Un beso enorme, te quiero, amiga, y te espero.

    Alicia

    ResponderEliminar
  4. Terrible panorama Lola. La verdadera crisis no se ve en la bolsa de cotizaciones o en el mundo financiero. Se ve allí, en los ojos de la gente verdaderamente marginada por un sistema económico que no tiene contemplaciones...arrastra siempre al más débil, y si no existe las redes sociales de contención adecuadas para socorrerlos, sus destinos quedan librados a la suerte.
    Me imagino lo que se debe sufrir cuando se es una persona sensible y no hay recursos para poder ayudar como la gente necesita.
    Sólo espero que logres mantener tu fortaleza.Aún cuando no logres ayudar en la medida que querrías, tu labor sin duda es muy útil.

    un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Es muy triste la realidad que estamos viviendo, comprendo tu estado de ánimo provocado por vivir de cerca la situación y la impotencia que debes de sentir.
    El día uno de Septiembre volví a mi trabajo en un barrio obrero, me quedé helada de la cantidad de carteles en los balcones que ponían en venta, pero no por sus propietarios sino de los bancos, personas que no han podido hacer frente a sus pagos.
    A mí el dolor y el sufrimiento ajeno también me afecta como propio y lo paso mal.

    Un abrazo Lola y confiemos que se solucione pronto, claro que el daño causado será difícil de reparar.

    ResponderEliminar
  6. Siento que estes pasando por esa situación, hay que ser muy fuerte para que no te afecte, cuando se tiene un minimo de sensibilidad todo esto te deja huella, cuando te encuentres cansada y necesites compartir ya sabes que estamos aqui.
    Un besito guapa y animate.

    ResponderEliminar
  7. Te entiendo perfectamente, en la familia ya hay varios casos de personas que han perdido su empleo. Esta tarde sin ir más lejos me he enterado de una chica conocida que está ahora mismo en una situación desesperada, afortunadamente es ella sola, pero lo está pasando mal, me he quedado fatal. Cada día vez un nuevo comercio que se cierra, a veces creo que pasamos y nos negamos a ver otro cierre más. Tú lo tienes que pasar mal, pero piensa que una palabra de consuelo, a veces hace más que el mismo dinero, el hecho de que la encamines a un lugar donde le puedan tender una mano, eso ya es mucho. Te comprendo, y te digo de nuevo que no te preocupes, lo importante es que estés bien, y que si Dios quiere esto se arregle pronto. Pasa un feliz domingo. Besitos.

    ResponderEliminar
  8. Hola Lola, siento no haberme pasado antes, pero he tenido un fin de semana perro, de esos que no tienes ganas de hacer nada.
    Sabes que siempre he sido clara contigo y este es uno de esos momentos.
    No puedes dejar que el trabajo te hunda de esta manera.
    Precisamente tienes que demostrar a esa gente que lo está pasando mal, que hay que ser fuerte, no pueden verte deprimida, tus palabras han de ser firmes para ellos, no dubitativas.
    Un besazo fuerte.
    Ya sabes que no me gusta verte así.

    ResponderEliminar
  9. Hola Lola:
    aqui la plasta de turno, hoy vengo a dejarte unos besitos, sin reprimenda ninguna, solo unos besos.
    Mañana me paso, el jueves empiezo a currar y tenré menos tiempo.
    Muchos besos guapa y ánimo.

    ResponderEliminar
  10. Bueno Lola, ya va siendo hora de una nueva entrada.Una de esas que tu sabes, que nos pones los pelos de punta, que emociona y enternece como sólo tú sabes hacer.
    Mañana me paso para ver esa entrada.
    Muchos besosssssssssssssss

    ResponderEliminar

Gracias por dedicarme unos momentos.

Vuestos regalos